Este mediodía, el presidente de la Cámara de Diputados bonaerense, Manuel Mosca, aseguró en rueda de prensa que “para el mes de octubre” estará finalizada la obra de saneamiento y remodelación de la planta depuradora de líquidos cloacales de ABSA en nuestra ciudad, que demandó una inversión de casi 40 millones de pesos.
 
Durante una recorrida por las obras que lleva adelante la empresa Geopetrol S.A., el legislador provincial tomó contacto con el gerente regional de ABSA, Gustavo Bentivegna y el ingeniero Sergio Amundarain, jefe regional Punta Alta. Además, participaron el secretario de Obras y Servicios rosaleño, Ignacio Torrontegui, y la secretaria de Gobierno Abigaíl Gómez, entre otros funcionarios provinciales y municipales.
 
Según manifestaron desde la empresa estatal bonaerense – y luego replicó Mosca ante los medios locales – la obra se encuentra avanzada en un 66%, con la parte de ingeniería civil concluida, restando la parte electromecánica de bombas y cañerías. En el mes de octubre finalizarían los trabajos, se realizarían las primeras pruebas y en noviembre funcionaría al 100%.
En rueda de prensa, Mosca sostuvo que “al momento que asumió María Eugenia (Vidal) y encontrar esa provincia fundida, ABSA era de los peores lugares, pero en un año y medio se puso nuevamente a la empresa en funcionamiento, y esta obra que arrancó tres veces y se paró, ahora en octubre va a estar terminada”.
 
“Esto le va a traer calidad de vida a los vecinos de Punta Alta, mostrando el camino que hemos elegido para sostener el cambio que eligió la gente en 2015 y empezar a tener estas obras de infraestructura que cambian vidas”, sentenció Mosca, en referencia a la planta que adquirirá una capacidad de tratamiento de líquidos para 80.000 habitantes.
 
Mosca también visitó las obras de remodelación de la Terminal de Ómnibus y las de pavimentación de cuadras, destacando el “compromiso” de la Provincia en la liberación de fondos para estos trabajos que “permiten que la ciudad renueve su puerta de entrada al turismo, en una terminal que hacía 50 años no tenía una intervención de este tipo”.