Esta semana se iniciaron los trabajos de pavimentación de la Avenida Triunvirato, punto neurálgico para la conectividad terrestre en los accesos a la ciudad y al puerto. Meses atrás se había realizado la preparación del suelo de la avenida, donde previamente se habían construido los bulevares, cordón cuneta e iluminación en toda su extensión.

El pasado martes, la empresa Cerra y Moro SRL inició la colocación de la carpeta de pavimento flexible, desde el nacimiento de la avenida en Ruta 249 hasta la intersección de calle Estomba.

Son en total, en esta etapa de la obra, cuatro cuadras de extensión en ambas manos, lo que equivale a 8 cuadras de pavimento flexible, resistente para el tránsito pesado que se espera en ese sector estratégico de ingreso a Puerto Rosales y Zona Franca.

Se estima que los trabajos demoren dos semanas, aproximadamente, generando también cortes de tránsito vehicular en ese sector.

Cabe recordar que, durante el año 2017, con fondos también provistos por el Gobierno de la Provincia de Buenos Aires, se ejecutó una primer etapa de la obra que incluyó el movimiento de suelo, ensanchamiento de la avenida, instalación de conductos pluviales, construcción de cordón cuneta y dársenas centrales, y la reubicación de luminarias por ensanchamiento.